Mascarilla de uva rejuvenecedora

Con las uvas podemos preparar una mascarilla cargada de antioxidantes que actúa como rejuvenecedora porque, además de purificar, nos ayuda a reafirmar la piel del rostro. Este tratamiento puede realizarse a diario; pero también antes de alguna reunión importante porque su efecto es inmediato.

 

La uva contiene polifonelos, potente antioxidante para tratar los signos de la edad y el envejecimiento de la piel. Este componente ayuda a evitar la degradación de la elastina y del colágeno de la piel, componentes que le brindan elasticidad y firmeza a la piel. Por su parte, las uvas negras contienen resveratrol, principio activo de la enzima sirtuina, cuya función es contribuir a retrasar el envejecimiento de la piel y aumentar la vitalidad celular.

 

Preparación de la mascarilla de uvas

 

  1. En principio hay que limpiar muy bien la piel del rostro. Con algo de tiempo puede realizar incluso una exfoliación antes para que los resultados sean más efectivos.
  2. Se toma un puñado de uvas y se cortan por la mitad. Aplasta en un mortero hasta obtener una pulpa homogénea. Déjala reposar en la nevera para que se enfríe durante media hora.
  3. Esta pulpa la aplicas en todo el rostro como lo haces con una mascarilla normal. Haz énfasis en zonas con mayor incidencia al envejecimiento como el cuello, frente, contorno de ojos y contorno de boca.
  4. Deja actuar por 20 minutos.
  5. Retira con abundante agua tibia.
  6. Puedes aplicar finalmente una crema hidratante

Al machacar o triturar las uvas podemos extraer las semillas, las cuales se utilizan en tratamientos de belleza como exfoliante natural de la piel, contribuyendo adicionalmente a producir mayor cantidad de elastina y colágeno.

 

Una última recomendación

 

Se recomienda no sólo tratar la piel por fuera, sino también por dentro, consumiendo uvas y alimentos ricos en vitaminas A y E como apio, espinacas, kiwi, etc. Esto le dará un efecto rejuvenecedor completo.

 

Com Fer Un Test De Paternitat?

En moltes ocasions un pare no està segur si els seus fills o algun d’ells són biològicament seus fills. Aquesta és una de les raons per la qual la ciència mèdica té a disposició del públic el que es coneix com un test de paternitat o un prova de paternitat -o prova d’ADN. Això científicament és possible gràcies que cada ésser humà té un codi genètic únic que l’identifica així mateix però també al seu arbre genealògic. A través de proves d’ADN és possible fins i tot identificar com és la composició genètica de persones que viuen en un lloc determinat però tenen sang i ascendència d’altres llocs del planeta en percentatges importants. És mateix principi s’aplica per determinar si una persona és el pare biològic d’un o més fills.

 

Ara bé, ¿Com es fa un test de paternitat? Com s’accedeix a aquest tipus de servei? Què ha d’aportar una persona com a prova per a això? Hi ha moltes formes en com es pot realitzar un test de paternitat. La majoria de test de paternitat es realitzen aportant proves del pare i els possibles fills. Aquest tipus de prova pot consistir en saliva dels involucrats, també a través de la sang, mostres de cabell que continguin arrel i també a través de l’orina. Una de les coses més impressionants dels test d’ADN és que és completament possible trobar mostres d’ADN pràcticament en cada part o àrea del nostre cos, el que facilita prendre mostres per a això.

 

Finalment, després d’haver pres les mostres, els laboratoris que realitzen test de paternitat el que fan és confirmar si hi ha o no coincidències en el codi genètic. En general un test de paternitat es pren alguns dies inclusivament una o dues setmanes. Les coincidències s’expressen en percentatge. És a dir, si una persona és el pare biològic d’algú el normal és que el resultat digui que hi ha una probabilitat de 99% i si no ho és s’expressa en una probabilitat de 0%.

Cómo ahorrar al comprar un cochecito de bebé

Tener un bebé sin duda no es algo fácil y a veces es un poco fuerte para la economía de una pareja, por lo tanto cuando la pareja quiera comprar el cochecito para el bebé siempre querrá ahorrar un poco en ello. Aunque no es de vital importancia tener un cochecito para el niño, pero tampoco podemos decir que para ahorrarnos un poco el dinero no compraremos un coche para el pequeño. Algunos padres y madres no le dan este uso, pero la canasta, lo que comúnmente llamado capazo enseguida lo retiran porque es muy grande y algunos creen que poco práctico, pero realmente es totalmente necesario. Aunque para el viaje en coche es mejor utilizar el sillón que algunos llaman ‘huevito maxicosi’, este no es el nombre real del aparato. Este huevito maxicosi evita que el infante vaya directamente frente al parabrisas, el infante irá tumbado, y evitará que vaya en una mala posición. Sin embargo, este aparato no es recomendable para viajes de largas distancias, ya que el niño solo puede estar dentro del ‘huevito maxicosi’ por 120 minutos máximo, debido a que el espacio reducido no los deja estirarse en su totalidad y les dificulta ligeramente la respiración.

Kit de Capazo City Select - arena

Para cuando el bebe tiene alrededor de seis meses este ya puede ser ligeramente sentado y allí si puedes utilizar una silla para cochecito normal. Si compraste el cochecito que convierte el cochecito en silla, utilizas el ‘huevito maxicosi’ solamente para los viajes en auto y la sillita el resto del día. Si no tienes este tipo de cochecito es recomendable que consigas una sillita de paseo, ya que el cochecito con canasta es realmente esencial solamente durante los primeros seis meses de vida del infante.

Consejos para reducir el presupuesto de una boda

 

En una boda los gastos suelen ser astronómicos y si no queréis saliros de presupuesto, no está mal hacer una serie de concesiones. Hay formas de ahorrar en una boda.

 

La fecha. Solemos imaginar nuestra boda al aire libre en primavera o verano. Aunque esta opción tiene un par de inconvenientes, tenéis que reservar un lugar para el banquete con antelación debido a que hay más demanda y los precios serán acordes a la temporada, altos. En cambio, si la boda es en invierno os podréis ahorrar un 30% además de poder elegir entre más opciones.

El vestido. No deseches la idea de alquilar uno, tendrás acceso a muchísimos modelos de distintos diseñadores y así te podrás permitir un vestido de mejor calidad ahorrándote una cantidad significativa de dinero. Piensa también que es difícil que vuelvas a ponértelo.

La elección de la temática. Una temática retro o rural es más barata que una chic y glamurosa. Además las dos primeras están de moda.

Las invitaciones. Puede que tengáis que pagar una gran cantidad por el diseño e impresión de vuestras invitaciones. Aprovechaos de un amigo que os pueda hacer ese trabajo a modo de regalo de boda o mucho más barato.

 

¿Os gustaría que un profesional os aconsejara y guiara en todo el proceso?

Solicitad un bono de “horas de consulta” para beneficiaros de los conocimientos de un wedding planner sobre ciertos asuntos o contratar sus servicios solo para aquello que sea más importante.

La negociación. Negociar el precio del menú con el catering o el restaurante para que este sea más económico. Cuantos más invitados sean más barato debería salir el precio y más fácil debería de ser esa negociación.

Gastos compartidos. Si alguien de vuestro entorno se va a casar el mismo año que vosotros, no estaría mal ver, si hay algo un podáis compartir o aprovechar para así reducir costes o comprarlo junto.

Andrea y Juan Pedro, de Gandía, disfrutaron de una boda íntima y totalmente hecho a su gusto. Desde las invitaciones hasta el más mínimo detalle de la celebración el decidieron ellos. Y es que como una boda hecho a medida… ¡no hay nada!

Las invitaciones fueron de lo más originales: hicieron un cómic con todos los invitados de la boda (afortunadamente, sólo eran una treintena). Después aprovecharon los mismos dibujos del cómic para poner donde estaba sentado cada uno.

El ramo de novia, que ya os enseñaré algún día, estaba hecho de “chuches”. Una idea, también, muy original y diferente, pero sobre todo, muy dulce.

Las damas de honor (las dos hermanas de la novia, conjuntadas con el mismo vestido) llevaban su ramo especial, también de golosinas, y del mismo estilo que el de la novia.

La boda consistió en todo un fin de semana en la casa rural El Montón, en Mislata, cerca de Valencia. El viernes por la noche la pareja cenó con las respectivas familias. El siguiente sábado por la mañana comenzaron a llegar los amigos y disfrutaron de una mañana de descanso en la piscina para algunos y de excursión en bicicleta para otros. Por la tarde tuvo lugar la ceremonia, que podéis ver en la siguiente fotografía. Por la noche cenaron todos juntos y quedaron a dormir en la casa. Finalmente, el domingo pasaron el día allí con todos los invitados.

Por otra parte los anillos no los trajo el hombre más mayor de familia en lugar del más pequeño como sería lo habitual, rompiendo tabús y creando tendencias, ya que así se le rinde homenaje a nuestros abuelos que son lo más grande que tenemos en este país.

Los testigos de la boda fueron muy especiales y digamos que poco ortodoxos por decirlo de alguna manera, aunque a decir verdad fue una experiencia grata que otro día me tomaré la molestia de relatar

Tras la ceremonia cenaron en la misma casa. La comida se lo llevó de un restaurante cercano. Pudieron celebrar el convite en este entorno inmejorable.

Uno de los momentos más especiales de la noche fue la Ceremonia de la Luz. Inspirados por la ceremonia de la luz que Andrea y Juan Pedro vieron en su viaje a la India, decidieron compartirla con todos sus amigos y familiares: utilizaron unos pequeños objetos que cuando entran en contacto con el agua encienden como si fueran una pequeña bombilla. La ceremonia la hicieron en la piscina de la casa, pero sin nadie bañándose obviamente (aunque hubiese tenido su gracia), donde abundaban este tipo de elementos que brillaban al contactar con el agua.

En definitiva, fue una boda muy amena, bastante personal donde todos disfrutamos en un ambiente bastante propenso al humor y el cachondeo en general. Mi opinión sobre este acto en concreto, es que se come con patatas a las bodas tradicionales, mucho más aburridas y previsibles, frente a la frescura y la diversión que ponen encima de la mesa este tipo de actos.

 

Foto Vía https://www.cosasdeboda.com/